domingo, 2 de mayo de 2010

El amor que va tocando a todos

Como les guste. Manual práctico para los enamorados por Rebeca C. Téllez L.

(Celia y Rosalinda, RSC). Quisiera comenzar con decir que esta idea del club es muy interesante, supongo que traducir las obras de Shakespeare no ha de ser fácil, y tampoco lo ha de ser escribirlas de tal manera que sean comprensibles. Me gustó la adaptación como novela porque de esta manera me puedo sentir cercana a la obra del dramaturgo inglés, revisé una de las traducciones, la de Omar Pérez, y noté que se hizo de una manera muy formal, creo que está apegada al lenguaje que imagino aparece en las obras de Shakespeare. A decir verdad, leer una traducción de este tipo hace que no sea muy atractiva, sin en cambio, la forma en que están presentadas Las historias de Shakespeare por la editorial Santillana, hace que sean creativas y novedosas, desde la portada hasta los títulos que han sido asignados a los actos, reflejan la intención por acercar a los jóvenes, principalmente, a algunas obras de Shakespeare.

Olvidando los lazos de sangre, y también lo demuestran los sirvientes a sus amos, es expresado por quiénes han estado tanto tiempo juntas: el amor es ese sentimiento que va tocando a todos los que se ponen a su paso, lo expresan de distintas maneras y lo sienten de maneras indescriptibles.

(Rosalinda ensaya el beso con Orlando, RSC). Todos los personajes que aparecen en Como les guste tienen propia peculiaridad, algunos son románticos, otros melancólicos y unos más son graciosos y divertidos, algo que me gusta mucho es cuando algunos de ellos se ponen a filosofar, por ejemplo, de la Fortuna y la Naturaleza. La ocurrencia de Touchstone se ve reflejada en su discurso, cuando habla todo su ingenio se hace presente, por eso puedo decir que es mi personaje favorito.

La audacia de Rosalinda puso a prueba el amor de Orlando, aunque creo que era un poco altanera al hacer al personaje de Ganímedes, también lo era Febe, quien no apreciaba el amor que le tenía Silvio, un pobre enamorado que no hacía más que ser atento y paciente para demostrarle lo que sentía. Quizá somos crueles cuando no correspondemos al amor de alguien, el estar enamorado de una persona no es suficiente para que corresponda de la misma manera.

Además de un personaje favorito también tengo mi parte favorita, es la en la que se hace una analogía sobre el mundo, Todo el mundo es un teatro y todos los hombres y mujeres, simples actores que tienen sus entradas y salidas (pág. 82). Si el mundo es un teatro, uno de los escenarios puede ser cualquier lugar donde las personas se enamoran, los actores son los enamorados y los actos pueden ser las situaciones propias del amor, aquellas que están regidas por la locura y la pasión, el requisito para entrar es estar enamorado y la salida tan sólo el haber dejado de estarlo.

(Touchstone y Audrey, enamorados, RSC). La forma en que se enamoran Rosalinda y Orlando, Oliverio y Celia, demuestra que el amor nacido a primera vista, producto del flechazo instantáneo, puede ser llevado hasta la locura, de tal manera que no se cuestiona su llegada y tampoco se imagina su partida.

Creo que he escrito mucho, sólo me resta decir que quisiera continuar leyendo otra de las historias de Shakespeare, por favor dígame qué es lo que debo hacer para que pueda hacerlo.

Cordiales saludos.
Rebeca C. Téllez L.,
Club de Lectura Shakespeare, UPN
México D.F. a 2 de mayo, 2010.

1 comentario:

  1. Martín Casillas2 de mayo de 2010, 6:29

    Feliz de leer tu reseña de Como les guste, en verdad qué gusto da cuando alguien disfruta tanto de una lectura como tú lo has hecho.
    Por favor, sigue en el Club y ve por otro libro.
    Me voy a permitir subir este comentario al Blog del Club http://lashistoriasdeshakespeare.blogspot.com para que lo lean los demás, pues no sólo es congruente, sino que tocas el fondo del asunto: el amor en sus diferentes facetas.
    Te felicito y no sólo eso, sino que puedo comprobar cómo aquellos que lean a Shakespeare serán un grupo privilegiado, pues sabrán más del ser humano que otras gentes.
    Efectivamente, la idea de esta versión novelada es para que los lectores entiendan en meollo del asunto y que lo puedan sentir más cercano (por el español que uso). Sí, más que un manual, estás viendo cómo es que a veces por estar enamorados perdemos toda objetividad (como Febe con Silvio o Ganímedes) y trastocamos una cosa por otra. Por fortuna Rosalinda le da la vuelta completa a todos los posibles sentimientos amorosos y gana la batalla "siendo ella, ella misma". Una buen tip, ¿no crees? Poder amar y ser amado siendo quien somos, tal cual.
    Es ella quien descubre la razón por la cual Jaques es un melancólico: se ha dedicado a viajar (evadir su realidad) y por eso ahora no tienen nada, excepto lo que ha visto. Nada mejor que cuando tenemos algo que vale la pena, lo cuidemos y permitamos que crezca y se reproduzca,
    "Todo el mundo es un teatro" y si lo vemos así, en verdad son grandes escenario: la escuela, la casa, el trabajo, por eso dice que un hombre en su tiempo, hace muchos papeles. Cuando hablo con los ejecutivos (líderes) les digo que tienen que aprender a ser "buenos actores", tal vez, en eso consiste la vida, ¿no crees?
    Bueno, ¡felicidades!, ahora mismo cploco tus comentarios en el blog. Ojalá los demás puedan comtarir contigo esta lectura.
    --
    Martín Casillas de Alba
    Tutor del Club de Lectura Shakespeare

    ResponderEliminar